Cadete blanco 45 – Zona 5 84

lunes 29 de abril de 2019


Partido de alto ritmo en el que no conseguimos entrar mentalmente en el mismo hasta bien pasado el primer cuarto lo que a la larga produjo una diferencia en el marcador insalvable frente a un equipo que perdona pocos errores.

El partido comenzó con un alto ritmo por parte del equipo rival que claramente no supimos contestar. La presión ejercida supuso ataques precipitados y defensas flojas que propiciaron canastas fáciles para el equipo rival frente a unas pocas para nosotros.

El segundo cuarto fue algo parecido, aunque nos mostramos algo más sólidos conforme fue avanzando. Fue durante este cuarto en el que conseguimos despertar y empezar a jugar y demostrar que podemos también mostrar una cara más agresiva en defensa, recuperando balones y jugando bien al contraataque, desde el 1c1 y abriendo líneas de pase.

Siguiendo con está tónica llegábamos al tercer cuarto dónde si bien la diferencia ya no aumentaba de la misma forma, no conseguíamos mantenernos en el partido y el rival fue poco a poco aumentando los puntos en el marcador, conforme además el cansancio fruto del esfuerzo realizado nos hacía más mella a nosotros que a ellos.

Aún así no fue hasta el último cuarto cuando conseguían la diferencia suficiente para el cierre del acta. Mostrando de esta forma una clara mejoría frente a lo realizado durante la primera vuelta en todos los aspectos técnico – tácticos y ofensivos y defensivos, especialmente en los minutos en los que ya pudimos mantener una alta intensidad y jugar al mismo ritmo del rival.

A seguir mejorando estas últimas semanas de temporada.